La última cima (II)

Aún recuerdo los titulares de los periodicos "Muere el decano de San Dámaso al despeñarse en el Moncayo" y continuaba:

Momentos de gran consternación se vivieron ayer en el Arzobispado de Madrid al conocerse la noticia de que el decano de la Facultad de Teología San Dámaso de Madrid, el sacerdote diocesano Pablo Domínguez Prieto, había sido hallado sin vida en el Moncayo (Zaragoza). Su cuerpo fue rescatado por la Guardia Civil junto al de Sara Rosalía J. G., miembro de un grupo de montañeros de la Universidad Francisco de Vitoria en el que el sacerdote solía participar.
Pablo Domínguez tenía 42 años y era «muy reconocido» en el ámbito universitario eclesial por su «enorme labor intelectual» y por ser una «bellísima persona», recordaban  su más allegados. Doctor en Filosofía por la Universidad Complutense de Madrid y licenciado en Teología por la Universidad Pontificia de Comillas, su nombramiento como decano de la Facultad de Teología San Dámaso le llegó de manos del cardenal Antonio María Rouco Varela, gran canciller de esa casa de estudios en el año 2003.
Además de escribir numerosos artículos en revistas religiosas especializadas y de impartir conferencias y cursos en universidades de todo el mundo, el padre Domínguez Prieto compatibilizaba su intensa labor académica con su ministerio pastoral. «Era un gran sacerdote y siempre atendía pastoralmente a toda la gente, además de ser el director espiritual de muchos jóvenes», aseguraban ayer desde el Arzobispado. Prueba de ello, es que trabajó durante muchos años como vicario y también como capellán en numerosas parroquias vinculadas a sedes universitarias y colegios mayores.

La película que recoge la vida de D.Páblo Dominguez,comenzó su andadura modestamente, hace poco más de diez días, en apenas cuatro o cinco salas de cine de toda España. Hasta ayer la habían visto casi 30.000 personas; se había colado entre las 15 más taquilleras de la cartelera y se proyectaba en 60 salas de toda España. dirigida por Juan manuel Cotelo y producida por Infinito+1  «En una semana ha aumentado en un  283 por ciento el número de espectadores», afirman desde la productora. La cinta «se ha consagrado como uno de los documentales españoles más vistos en la historia de nuestro país»,


El P.Dominguez durante un debate