domingo, 18 de marzo de 2012

Mas pensamientos Indiscretos: El camino de la Luz.

Buenos días mis queridos amigos y también a todos aquellos que circunstancialmente pasáis por este blog donde cada vez más de cuando en cuando, afloran los pensamientos de alguien que cual “viator” busca el sentido de una vida que es la consecuencia de una voluntad superior y de un amor entre dos personas a las que la “hermana muerte “separó hace una eternidad. Acabo de leer la lectura del Evangelio correspondiente a este 4º domingo de Cuaresma y encuentro en la palabra esos destellos de luz  con los que Jesucristo nos va indicando que no hay otro camino para llegar a gozar de esa plenitud de vida que, tal vez  en esta fase terrenal a muchos les ha sido negada por el egoísmo que encierra el hombre en si mismo, no hay otro camino que Él mismo. Luz, verdad, vida; Él, la luz vino al mundo pero los hombres prefirieron la tiniebla a la luz. Cien mil abortos anuales en España, empresas que cierran dejando al descubierto a sus acreedores, sin trabajo a sus empleados y luego usando trampas que la legalidad permite, abren con otra razón social. Pobres, vagabundos, deseredados a los que juzgamos nada mas verlos porque viven en la indigencia con el único argumento de nuestra necia suficiencia. Familias que rompen sus relaciones por un “quítame de ahí esas prendas” sin considerar tan siquiera que el amor que se da a cambio de nada es lo único que colma la felicidad. Vino la luz al mundo y el hombre prefirió las tinieblas.Con la llegada de la Edad Moderna , los hombres hemos ido dominando cada véz mas el mundo, y disponemos las cosas a la medidad de nuestros deseosa;pero estos adelantos en el dominio de las cosas, y en el conocimiento de lo que podemos hacer con ellas, han encogido a la vez nuestra sensibilidad de tal manera, que nuestro universo se ha tornado unidimensional. Estamos dominados por nuestras cosas, por todos los objetos que alcanzan nuestras manos, y que nos sirven para producir otros objetos. En el fondo no vemos otra cosa que nuestra propia imagen y estamos incapacitados para oir la voz profunda que desde la Creación nnos habla de la bobdad y belleza de Dios”.(Cardenal Joseph Ratzinger 19- 03-1992)Y vino la luz al mundo y el hombre prefirió las tinieblas.Solo Dios puede saciar al hombre, estamos hechos de tal forma , que las cosas finitas nos dejan siempre insatisfaechos, porque necesitamos mucho mas , necesitamos el Amor inagotable, la Verdad y la Belleza ilimitadas.
Sirvan estos pensamientos un tanto indiscretos como homenaje al gran olvidado “San José” Sponsum Beatae Mariae Vírginis.