Lo absurdo del racionalismo

No disimulo ni trato de ocultar mi pasión por el mar, a orillas de el me crié y a orillas de el he pasado momentos intensos de reflexión. Fue en uno de esos momentos cuando percibí la acción devastadora del irracionalismo que declara una guerra sin cuartel a la primacía del espíritu que es quien realmente conoce y dirige con verdad.