miércoles, 16 de mayo de 2012

Acerca de Eurovegas: una prediccion profetica

El empleo que generaron los casinos era de poca calidad, con bajísimos sueldos. Las promesas de prosperidad y trabajo de la patronal del juego nunca se cumplieron. Los casinos generaron adicción, dañando más y más a los más pobres. En el ambiente que genera la "cultura del casino", dicen los obispos, "no es posible proteger de ese ambiente a los menores". Además, la adicción al juego es mucho más discreta que la adicción al alcohol, que deja señales bastante evidentes muy pronto: cuando descubres que un ser querido es adicto al juego es que ya es muy adicto, que hace mucho que lo es, y que ha hecho desaparecer grandes cantidades de dinero familiar.


 Entre 2006 y 2008, los Obispos canadienses, fueron constatando lo que habian manifestado en 1988, cuando los obispos de Alberta publicaron un documento titulado "El falso Edén del juego" (The False Eden of Gambling). El documento analizaba el fenómeno creciente del juego legal en esta provincia y señalaba la preocupación de los obispos respecto a los efectos gravemente contrarios de esta práctica contra las familias y los individuos, especialmente los pobres".

No todo vale , es muy dificil en estos tiempos de crisis, manifestarse contra lo que a priori parece la gallina de los huevos de oro , pero los católicos necesitamos ser coherentes con nuestra fe y tenemos la grave obligación de hacel cultura de nuestra fe. No todo vale ¿realmente queremos empleo a costa de las consecuencias que este tipo de negocio acarrean ?