lunes, 23 de marzo de 2009

La Iglesia atiende al 25 por ciento de los enfermos de sida en el mundo


Obras son amores y no buenas razones, reza el refrán popular, mientras el populismo progresista , despilfarra miles de millones en maquillar su imagen, la labor callada , constante y eficaz que la Iglesia realiza con los mas necesitados, sigue tapando los parches que dejan los gobiernos.
El trabajo social de la Iglesia no cuenta con el reconocimiento social que merece, quizás porque son pocas las personas que saben que laIglesia le ahorra al Estado español, cada año, ocho mil millones de euros, el 1% del PIB. Un dinero que la iglesia dedica al sostenimiento de comedores sociales, orfanatos, asilos, albergues de transeúntespara las personas sin hogar o centros de recuperación para enfermos de sida. Es necesario recordar su importante labor en reinserción,realizada en los centros para mujeres que abandonan la prostitución, luchan por superar su adicción a las drogas o son expresidiarios.
La obra sanitaria de la Iglesia es especialmente importante, por atender a los enfermos con más dificultades. Cada año 387.356 personas acuden a los hospitales, ambulatorios,centros para ancianos, enfermos crónicos, terminales o minusválidos de la Iglesia Católica que invierte 5.056 millones de euros al año.
Mientras, aquellos que se consideran hijos de la modernidad, llenan los medios con insultos hacia la Iglesia y sus pastores, miles de religiosos y religiosas en todo el mundo, rezan por su salvación. En fín , a los hechos me remito y sin pretender entrar en guerra de cifras, aquí dejo algunos datos como botón de muestra.


Los 28 hospitales, 235 ambulatorios y 12 leproserías que la Iglesia católica dirige tan sólo en Camerún, acogen amillares de enfermos de sida, en su mayoría pobres como en el resto de África. Ninguna institución ni gobierno hace tanto como la Iglesia católica, que cuida del 25 por ciento de los enfermos de sida de todo el mundo. Además de los hospitales, ambulatorios y leproserías, la Iglesia mantiene en Camerún 11 casas para ancianos e inválidos, 15 orfanatos y 2 centros de reeducación. La tarea asistencial recae en buena parte sobre los 288 religiosos no sacerdotes y las 2.190 religiosas que organizan esas actividades, mientras los 1.226 sacerdotes diocesanos y los 621 sacerdotes de órdenes religiosas se concentran en la evangelización y los sacramentos.(1)
(1) Datos ABC
Temas relacionados: